Rutina de Pensamiento “Veo, Pienso, Me Pregunto”

Bueno, pues como vamos viento en popa seguimos incorporando diferentes momentos en el aula y nuevas actividades con mi pandilla. Ya hemos comenzado a utilizar las rutinas y destrezas del pensamiento. Comenzamos por una de las más facilitas, que será la que más trabajaremos durante este curso: VEO, PIENSO Y ME PREGUNTO.

KleePaulSenecioSun

Las rutinas de pensamiento son actividades en las que el grupo en colectivo y de manera individual realiza una serie de pautas, siempre las mismas y en el mismo orden, ayudando así a los pequeños y pequeñas a desarrollar una estructura del pensamiento que los ayude a, sin darse cuenta, ponerlas en práctica en su entorno próximo y su día a día. A través de este tipo de actividades, además de trabajar una gran variedad de contenidos relacionados con todas las áreas, vamos desarrollando en los pequeños la capacidad de aprender a pensar y a estructurar el pensamiento. En ellas, utilizamos la observación, el razonamiento, la creación de preguntas y cómo buscar sus respuestas.

En este caso, comenzamos con un cuadro que ha aparecido en clase. Lo observamos con detenimiento durante un corto período de tiempo y vamos anotando lo que hemos visto en la fotografía. Después pasamos a la fase de pienso en la que expresamos qué creemos que es, qué ocurre o qué pasa en dicha fotografía para, finalmente, pasar a la última fase: me pregunto.

Una vez anotado todo, dejamos todo expuesto para comenzar con nuestra reflexión e investigación:

  • Algunos pensaban que era una niña y otros que era un niño.
  • Algunos decían que creían que la niña estaba perdida.
  • Otros se preguntaban que si estaba perdida, ¿dónde estaban su padres?
  • Alguien dijo que era una niña porque tenía el pelo largo y otros decían que dónde tenía el cuerpo.

A lo largo de toda la actividad, la seño nos ha ido guiando por dónde debíamos ir poniendo nuestra atención (ya que era la primera vez que realizábamos esta actividad pero, la verdad, para lo pequeñines que somos todavía, ¡lo hicimos genial!).

Acabamos la actividad buscando información sobre las preguntas que surgieron, poniendo en común lo que pensábamos todos hasta llegar a una conclusión acordada y, cómo no, buscamos información sobre el cuadro que ha centrado la actividad. Gracias a Google, averiguamos que se trata de un cuadro del pintor alemán Paul Klee titulado Senecio (parece que finalmente no era una niña jejeje) y nos enfrascamos en realizar nuestra propia adaptación libre del cuadro.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *