¡Aquí no se para!

Queridas familias, pues ya hemos pasado una nueva semana, ¡la octava!

Como sabéis, el trabajo de la semana pasada lo globalizamos a través de un bonito cuento con el que volvimos a trabajar las emociones. Con él y el diario que fuimos elaborando durante la semana, ayudamos a mi pandilla a ver también el lado positivo de esta cuarentena y a estar un poquito más cerca de aquellas personas que echan más de menos desde que no podemos salir de casa. Enviamos mensajes preciosos, recopilamos palabras bonitas que utilizar en familia para sentirnos mejor, analizamos cómo nos sentimos y por que´, comparándonos con la niña del cuento. Tomamos conciencia de nuestras rutinas, que nos ayudan mucho a orientarnos durante el día, imaginamos con el día que podamos volver a estar todos juntos,… en definitiva, ha sido un trabajo precioso al que le hemos sumado diferentes actividades manipulativas que nos han servido para seguir afianzando contenidos mientras nos divertimos un poquito, ¡que falta hace! jejeje.

Os dejo, como cada semana, el video resumen para que podáis veros y nos sintamos todos un poquito más cerca. ¡Ánimo! ¡Estoy muy orgullosa de vosotros!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *